Seleccionar página

Crear contenido épico te ayuda a atraer a las personas adecuadas a tus servicios y productos digitales, a convertirlas en clientes potenciales y mejorar tu posicionamiento web.

Tiene el poder de revolucionar tu negocio online.

Sin embargo, cada vez que publicas un nuevo artículo te enfrentas a valoración de tu audiencia y te preguntas…

¿Cómo puedo crear contenido de alta calidad y superar esta prueba fácilmente?

Cuando comencé con mi primer blog no era consciente del duro trabajo, esfuerzo y disciplina que conllevaba.

Dedicaba horas a escribir sobre un tema y tras publicarlo, los resultados y la repercusión del articulo no eran lo que esperaba.

Mis lectores más fieles lo compartían en sus redes. Sin embargo, mis expectativas sobre ese post que tanto me había costado escribir eran mucho mayores.

Y es que, aunque un blog es una de las mejores maneras de posicionarte como experto en tu campo, crearte una marca personal potente y diferenciarte de tu competencia, no siempre es tan fácil, ¿verdad?.

Seamos realistas.

Dominar el blogging no es algo que suceda de la noche a la mañana.

Necesitas practicar y practicar para ser bueno.

Y si hay algo seguro es que cuanto más escribas, mejor blogger serás.

Te lo garantizo.

Aún así, para que un articulo tenga éxito, los factores que intervienen son múltiples.

Imagina cualquier maquina que para desempeñar su función correctamente todas y cada una de las piezas tienen que encajar a la perfección y trabajar al unísono.

De la misma forma funcionan los artículos de tu blog.

Pero…

¿Por qué unos artículos dan resultados excelentes y otros no?

Lamentablemente no existe una fórmula magistral que te garantice que al ponerla en práctica y crear contenido épico vaya a darte los resultados que quieres.

Aunque la buena noticia es que existen a nuestro alcance varios elementos, tal y cómo nos indica Copyblogger en su web, que son imprescindibles y que ayudan a crear contenido épico que de verdad funcione:

  1. Un titular magnético que promete un beneficio.
  2. Una introducción explosiva que capte la atención de tu audiencia y les haga querer más.
  3. Utilizar el poder de las palabras persuasivas.
  4. Utilizar grandes frases, concisas y directas al grano.
  5. Insertar viñetas con ideas cortas y precisas.
  6. Crear subtítulos exquisitos que inviten a seguir leyendo.
  7. Contar una historia seductora.
  8. Mantener la atención utilizando sabiamente el suspense.
  9. Elegir imágenes llamativas y cautivadoras.
  10. Utilizar un estilo diferenciador hasta el final y culminar con un cierre inspirador.
  11. Ser auténtico.

En resumen,

En un articulo de calidad entran en juego dos factores muy importantes, crear el contenido épico que lo nutre y la imagen visual que transmite

¿Sabias que tres segundos es el tiempo del que dispones para captar la atención de cualquier usuario que llega a tu web?

Te lo pregunto ya que conozco cantidad de dueños de negocios online que no tienen en cuenta este dato.

Y no lo digo yo, así lo demuestran diferentes estudios y estadísticas.

Aunque parezca increíble, es el tiempo que cualquier usuario que llega a tu blog necesita para tomar una importante decisión que te afecta a ti directamente:

Quedarse o irse… para siempre.

Sé que es frustrante dedicar tanto tiempo y esfuerzo escribiendo para que luego compruebes que no ha servido para mucho.

Por tanto, captar su atención e interés para que lean el resto del artículo y cumplan con el objetivo que has marcado para el mismo (hacer una compra, unirse a tu lista de suscriptores o recomendar tus productos y servicios, etc.), sólo puede suceder si de verdad el contenido vale la pena. Si lo que compartes con ellos es contenido de alta calidad.

Sin embargo, “contenido de alta calidad” puede parecer incluso, a estas alturas, una frase hecha.

Todo el mundo insiste en su importancia, pero..

¿Realmente sabes qué es el contenido de calidad?

Básicamente, el contenido de alta calidad es el que cumple 3 condiciones que afectan directamente a tu público objetivo:

  • Es relevante
  • Es valioso
  • Invita a la acción

Es la estrategia más efectiva para atraer clientes a tu negocio.

El contenido de calidad te sirve para ayudar, educar y proporcionar información sobre todo lo relacionado con los productos y servicios que ofreces.

Pero además, y muy al contrario de la idea general que existe sobre el contenido de alta calidad, éste no tiene porque convertirse en viral.

No tiene porque llegar a 10.000 personas.

No tiene porque tener miles de retweets.

El único requisito real que debe cumplir es atraer, convertir y conectar con tu cliente ideal.

Así es.

Cuando das a tus clientes potenciales y actuales información valiosa que les ayude a resolver un problema o necesidad, además de ser una vía para comunicarte con ellos, estás construyendo una relación de confianza

Objetivo Contenido Epico

Las 6 preguntas que te ayudarán a crear contenido épico en tu blog

Las preguntas que voy a compartir contigo a continuación tienen el objetivo de ayudarte a crear el contenido de alta calidad que atraiga a tu cliente potencial, pero sobre todo que te sirvan de guía para dejar una huella positiva en tu audiencia.

#1. ¿Está dirigido a tu cliente ideal?

Para que tus artículos sean relevantes para tu audiencia el primer paso lógico es saber qué tipo de personas deseas atraer.

Parece sencillo, sin embargo, es uno de las mayores dificultades que encuentro entre emprendedores digitales.

Esperan atraer a nuevos clientes con el contenido que es relevante para ellos sin tener en cuenta qué contenido es el que realmente quiere y necesita el tipo de cliente al que están intentando atraer.

Esta simple circunstancia implica que es necesario realizar un cambio de enfoque en los cimientos de tu blog y dejar de centrarte en ti para centrarte en tu cliente ideal y sus necesidades.

Sólo conociendo bien a quién quieres atraer estarás mejor preparado para crear el contenido que es relevante y apropiado para ellos.

Tienes ante ti una oportunidad increíble para crear el contenido épico que atraiga a las personas a las que estás tratando de vender si tienes en cuenta 2 premisas:

  1. Busca siempre la manera de beneficiar y ayudar con tus contenidos.
  2. Haz que la vida de tu cliente idea sea más fácil y mejor.

Si la información que compartes es valiosa y relevante para ellos, volverá una y otra vez a por más. Y con ello, las probabilidades de que te compren o contraten en el futuro aumentan.

#2. ¿Está enfocado a un tema en concreto?

Uno de los errores que puede echar abajo toda tu estrategia de contenidos, es que los artículos de tu blog traten temas demasiado generalistas o hables en ellos de diferentes temas que nada tienen que ver entre sí.

Cuanto más específico sea tu contenido y “ataque” directamente a una necesidad, problema o dificultad de tu cliente ideal, mayor será su efectividad.

Ten en cuenta que las personas recurren a Internet buscando respuesta a preguntas concretas o bien, una solución a un problema específico que tienen. Por tanto, si tu contenido da respuesta a lo que están buscando y te enfocas en un tema vital para tu cliente ideal es más fácil que conecten, compartan, participen y entablen conversaciones contigo sobre ello. Estás aumentando su satisfacción y ellos te recompensarán con su lealtad y, por supuesto, con mayores beneficios para tu negocio.

Pero además, desde el punto de vista estratégico, al centrarte en un único objetivo con tu contenido, puedes utilizar las palabras clave específicas que utilizan los usuarios para buscar información sobre ello. De esta manera, estás contribuyendo a mejorar tu posicionamiento SEO sobre un término en concreto.

#3. ¿Es un articulo estructurado?

La forma de organizar tu contenido importa y mucho a tus lectores.

Sin embargo, es uno de los aspectos más ignorados de un artículo.

La manera en cómo presentas tu contenido ante tu cliente ideal, es el primer obstáculo al que te enfrentas para captar su atención.

Tres segundos, ¿recuerdas?.

Y como la primera impresión es la que cuenta, dependiendo de cómo diseñes tus artículos, les estás invitando o disuadiendo de leerlo.

Sólo despertando su interés visualmente conseguirás que lo lea y valore si tu contenido es de calidad y merece la pena.

Imagina que estás preparando un ponencia. Del mismo modo que organizas tus ideas y pensamientos con el fin de comunicar el mensaje de forma clara, sencilla y directa, es necesario organizar cada artículo. De no hacerlo, es probable que sólo consigas tener un conjunto disperso de frases y declaraciones.

Por este motivo, la mejor manera de organizar un articulo es incluyendo en él títulos, subtítulos, saltos de párrafo, frases cortas, listas o viñetas. Cualquier elemento que ayude a estructurar el texto, no sólo facilita la lectura, sino que además lo hace más ameno.

Por ejemplo, esta estructura clásica funciona muy bien:

  • Comienza con una introducción clara y seductora que invite a continuar leyendo.
  • Divide cuerpo del texto en los diferentes apartados que vas a ir desarrollando. Utiliza viñetas, subtítulos, saltos de párrafo, consejos, frases cortas, etc.
  • Cierra con una conclusión que inspire e invite a la acción.

#4. ¿Contiene links internos para ampliar la información?

Los enlaces internos tienen la función de conectar una página de tu sitio web con otras páginas, categorías o secciones de tu propia web.

El beneficio más importante que se obtiene es que facilita la navegación del usuario al enlazar con otros contenidos relevantes que apoyen el tema sobre el que se centra el artículo.

Además, a nivel SEO, consigues tener mejor estructurada tu web y Google reconocerá tu sitio como “más amigable” gracias a esa mejora.

Cuantas más entradas de tu blog contengan enlaces dirigidos a otras páginas dentro de tu sitio, mayores son tus probabilidades de mejorar posiciones en los motores de búsqueda y, a su vez, conseguir más tráfico web.

#5. ¿Cuántas palabras tiene tu artículo?

Uno de los mayores debates que han existido siempre sobre la calidad de un articulo está relacionado con en el número de palabras que debe tener.

Sin embargo, la calidad, el estilo, la frecuencia, el formato, el propósito, la audiencia y su promoción, son factores igualmente importantes.

Es cierto que atrás han quedado los días en que las entradas del blog se limitaban tradicionalmente a 300 o 400 palabras. Google es un enamorado del contenido original y sobre todo, del “gran” contenido. Entendiendo como “gran” contenido, que sea largo, completo, relevante, valiosos y útil.

Vamos, casi nada 😉

Lo cierto es que con los recientes cambios de algoritmo de Google, los post largos de aproximadamente 2.000 palabras llegan más fácilmente a la primera página de resultados de búsqueda.

Pero conseguir llegar a las 2.000 palabras no es fácil.

Son artículos muy elaborados.

Con mucho trabajo, tiempo y esfuerzo detrás.

Implican horas dedicadas a investigar, redactar, editar, re-escribir y editar de nuevo para proporcionar ese contenido épico y de alta calidad que tu audiencia espera.

Aún así, no es lo más importante…

Quédate con esta idea:

El contenido épico es aquel que ayuda e invita a pasar a la acción. Por ello, da consejos, ayuda a mejorar algo, enseña, educa, inspira motiva pero sobre todo, haz que tus artículos sean un impulso a actuar y muestre a tu lector el camino a seguir.

La mayoría de los blogs que leo habitualmente son aquellos que me provocan ideas y me invitan a pasar a la acción. Si no me ayudaran de alguna manera y me animaran a ponerlo en práctica, seguramente no estarían en mi lista de imprescindibles.

Sólo cuando ofreces a tu público aquello que les ayuda a llegar a dónde quieren estar y les muestras cómo llegar hasta allí, seguirán visitando tu blog una y otra vez.

CONCLUSIÓN

Cuando escribes contenido que incluye todo lo necesario para satisfacer las necesidades de tu audiencia, al mismo tiempo estás ayudando, educando y ganándote su confianza. Estás permitiendo a tus potenciales clientes involucrarse contigo y con tu negocio.

Ahora es tu turno para poner en práctica estos consejos y crear contenido que impacte a tu audiencia.

¿Se te ocurre alguna otra pregunta que añadir a la lista para ayudarte a crear contenido épico para tu blog?

Virginia Jimenez
Asesora de Negocios Digitales. Trabajo con emprendedores digitales y profesionales de servicios que quieren dar un nuevo impulso a su negocio online y transformarlo en una empresa rentable. Con mi Programa [RE]ACTIVA TU NEGOCIO consiguen una estrategia planificada que les ayuda a ganar visibilidad en Internet para atraer más y mejores clientes a sus servicios y lograr la estabilidad económica que buscan.

Únete a la comunidad y recibe GRATIS en tu bandeja de entrada:

  • TRAINING POR EMAIL
  • PLAN DE ACCÍON
    ESTRATÉGICO
  • NEWSLETTER SEMANAL
x